READING

Ser Mujer en Arabia Saudita, la experiencia de una...

Ser Mujer en Arabia Saudita, la experiencia de una estudiante hidrocálida

Itzel Carolina Delgadillo Pérez es una joven originaria de Aguascalientes y egresada de la carrera de inteligencia artificial de la Universidad Panamericana Campus Bonaterra, la cual, a sus 23 años ya ha conquistado importantes logros como trabajar para Facebook y Microsoft, y recientemente participar en un proyecto de investigación en Arabia Saudita.

Antes de entrar a la carrera yo ya tenía interés en esta área porque desde secundaria había empezado a programar, participé 4 veces en la Olimpiada Mexicana de Informática (ganando 2 oros, una plata y un bronce) y luego obtuve una beca en la universidad, comenta. 

Desde su incorporación a la carrera destacó por su actitud emprendedora y dedicación a sus estudios lo cual la llevó a participar y ser aceptada en el proceso de selección de reclutamiento de Facebook en una de las visitas de la empresa a la institución. Viajó a San Francisco donde realizó una estancia de 3 meses, tiempo en el que desarrolló una herramienta para evaluar un nuevo producto de la plataforma que tenía que ver con cierto tipo de anuncios.

De la misma forma, en otro momento de la carrera viajó a Seattle, también durante 3 meses, para unirse a Microsoft. Ahí testeó diversas aplicaciones. “Mi proyecto era ver qué usuarios se beneficiarían con ellas dependiendo de su hardware y, a partir de ello, recomendar estrategias para que los usuarios pudieran adaptarse a estas”.

Cuando Carolina egresó, la universidad le brindó una oportunidad de realizar un proyecto de investigación en la universidad de King Abdullah University of Science and Technology (KAUST) sobre redes neuronales convolucionales.


Las redes neuronales son un campo muy importante dentro de la inteligencia artificial, están inspiradas en el comportamiento del cerebro humano y su objetivo es tratar de buscar modelos que solucionen problemas difíciles de resolver mediante las técnicas algorítmicas convencionales.


La universidad es un entorno particular, las normas que aplicarían en una estancia normal en Arabia Saudita, no existen dentro de la universidad. Carolina nos cuenta que en KAUST las horas de rezo no son obligatorias y la vestimenta al interior no tiene el estricto código del resto del país, pero cuando sale de esta sí debe colocarse la abaya (túnica); también desmiente que tenga que cubrirse el rostro.

Respecto a la universidad, la joven comenta sobre la gran oportunidad que representa para los estudiantes pertenecer a ella: “Aquí no tienen que preocuparse por nada en cuanto a fondos para las investigaciones, además mucha de la gente de aquí tiene muchas oportunidades de desarrollarse cuando se gradúan, tanto en academia como en industria”.

Para ella México es un país que cuenta muchas ventajas respecto a países como Arabia Saudita, tales como sus recursos naturales y su talento humano, sin embargo también tiene muchos retos para desarrollarse como una potencia económica.

Sobre todo creo que debería haber más investigación, siento que en México no hay mucho recurso para esto lo que ocasiona que muchos se vayan a otros países para poder hacerlo y otros lo abandonan porque tienen que trabajar, entonces es necesario fomentar el apoyo en esta área porque sí hay interés de los jóvenes en la ciencia.

¿Qué extrañas de México?

La comida.


Lee también:

“Sentí que llegué a Marte”, un hidrocálido en Arabia Saudita


RELATED POST